GENDARMERÍA VATICANA

¿Qué es la Gendarmería Vaticana?

"¿Cuántas divisiones tiene el Papa?” con desprecio preguntó esto Stalin en Yalta en 1945, denotando una tremenda molestia por la enorme influencia internacional que ejercía el Estado Vaticano, el estado más pequeño del mundo. Este país no tiene divisiones militares, sino un ejército en miniatura formado por dos “Cuerpos armados”: la Guardia Suiza y la Gendarmería vaticana.

La Gendarmería de tan solo 202 años de antigüedad fue fundada en 1816 por Pío VII, aunque sus orígenes se remontan a un cuerpo medieval.

El atentado que sufrió San Juan Pablo II en 1981 puso en relieve el problema de la seguridad vaticana y el cuerpo fue reorganizado.

La Gendarmería vela las veinticuatro horas del día por el orden público en el Vaticano y zonas extraterritoriales como las Basílicas Papales de San Juan de Letrán; San Pablo Extramuros; Santa María Mayor; el Hospital pediátrico “Bambin Gesú” y la Residencia de Castel Gandolfo, controlando el tráfico peatonal y automovilístico y garantiza el buen desarrollo de las celebraciones papales y las Audiencias públicas y/o privadas .

Cada día pasan por el Vaticano millares de personas entre ciudadanos; trabajadores del estado; investigadores y estudiosos; fieles que desean participar a la Audiencia del miércoles y a las ceremonias papales y turistas y peregrinos que atestan los Museos Vaticanos y sus Jardines o que incluso llegan hasta la Farmacia (abierta a cualquiera con una receta médica).

La Gendarmería colabora con la Guardia Suiza para proteger al papa en los actos públicos; en su residencia y en la entrada a la Santa Sede, pero sobretodo colabora con las fuerzas públicas italianas en la formación y coopera en operaciones de investigación.

El azote del terrorismo islámico generalizado ha obligado a este cuerpo a usar sofisticados medios tecnológicos para asegurar la seguridad dentro del Estado y se ha unido a la INTERPOL, la organización internacional de policía criminal.

Los gendarmes participan en las labores humanitarias como sucedió durante los terremotos de L’Aquila de 2009 o de Amatrice de 2016 que devastaron el centro de Italia o incluso ayudan a los necesitados con campañas económicas.

En la Plaza de San Pedro, que es la única parte del Estado abierta completamente al público, la Gendarmería colabora con la Policía Italiana, quienes no pueden pasar más allá de la escalinata de la Basílica.

Quienes son los Gendarmes: hombressacristanes-militares

Este cuerpo está formado por 190 unidades.

Los requisitos para participar a las selecciones son: ser hombre entre los 21 y los 25 años; tener una constitución sana y robusta; medir como mínimo 178 cm de altura; ser célibes (aunque pueden contraer matrimonio una vez se entre a formar parte del cuerpo); tener un título de Bachiller o de estudios superiores y ser de religión católica y demostrarlo con la carta de presentación de, al menos, un párroco.

En el cuartel están los más jóvenes que no están casados y que no viven en Roma. Allí está el gimnasio también porque el ejercicio es parte del entrenamiento.

El 29 de Septiembre se celebra al patrón del cuerpo: San Miguel, jefe del ejército celestial que combate contra el mal.

Los ángeles de la guarda del papa

Para profundizar aun más sobre este tema se puede ver un documental llamado “Custodiar y proteger. La Gendarmería Vaticana” o leer el libro “ La Gendarmería Vaticana. De sus orígenes a nuestros días”, ambos de 2017.

El Papa Francisco ha puesto a dura prueba el cuerpo con sus iniciativas en las que se ha saltado completamente el protocolo por el gran afecto demostrado a los fieles y por querer estar en contacto con la gente. Con ello ha especializado aun más las capacidades de sus guardias: no teme ni a las amenazas terroristas ni a las posibles agresiones individuales. Una vez respondió así al sustituto de la Secretaría de Estado que lo alertaba continuamente: “¡Los santos y los ángeles me protegerán!”.